Translate

sábado, 8 de mayo de 2010

Cautividad

Cuando privamos de libertad a un animal para poseerlos, estamos obligados a alimentarlos y que se encuentren lo más felices posible, cuidando de su salud. Si no respetamos la vida de los mismos estaremos haciendo un flaco favor a nosotros mismos y a los pobres animales. Imagina verte entre cuatro paredes sin poder salir al exterior años y años, cuando instintivamente tu cuerpo reclama libertad. Es una de las peores crueldades que se cometen a diario, por el capricho de tener un ser vivo dentro de casa para que dé colorido y vida al ambiente. Pensemos si nuestra vida interior esta llena, entonces y solo entonces podemos estar tranquilos. Pero hay una pequeña diferencia entre la cautividad de un animal y un hombre. El animal no piensa no puede volar con su imaginación, el hombre si puede hacerlo y la cautividad no le afecta de la misma manera.

8 comentarios:

patricia dijo...

Savia, aplaudo tu entrada!!!
los animales debe ser rspetados como seres vivos y sensibles que son, si tenemos mascotas debemos amarlos y hacer que su vida sea feliz, no tenemos ningún derecho a quitarles la libertad.
un fuerte abrazo!

Montse dijo...

Tengo un loro del amazonas y tiene 25 años. Quise darlo al Zoo , pero la familia no quiere. Está bien cuidado y mimado, pero me da pena, lo veo en su jaula y aunque esta es grande ya que podria tener otro, es como una carcel. Lo dejas salir de la jaula, pero sube a la parte superior y allí se queda, de tanto en tanto da una volada, y para que vuelva a la jaula lo engaño con comida. Esta bien alimentado, y es muy guapo. En alguna entrada hablo de el y hay alguna fotografía. Se llama Roy, solamente puede tocarlo mi hijo al resto de humanos nos pica , y hace mucho daño. Es la herencia que le dejo mi suegra mi hijo. Estoy segura que Roy me entierra,jejejej, puede vivir 80 años , y está fresco como una rosa recien salida. De Murri, creo que si no lo hubiesemos recogido de la montaña , ya estaria muerto hace tiempo. En casa los animales són respetados y queridos, y cuando se nos van ,es un duro golpe para todos, son parte de la familia. Besitos.

Dormidano dijo...

Vendría siendo una cárcel de lujo, pero una cárcel al fin.
Buceo en tu texto y agrego que también somos animales. Y una especie distinta.
Siempre me llamó la atención la soberbia naturalidad con la que asumimos que somos los "reyes de la creación". Siempre.

Gladys A. dijo...

Ay Savia, tienes mucha razón respecto de los animales, en un todo de acuerdo contigo, ningún ser debería ser privado de su libertad de Vivir!.
Más me duele la libertad de ser y expresarse que se quita al ser humano en nombre de el amor (que no lo es)porque llega un momento en el que se los inhibe de tal manera que se sienten imposibilitados de soñar, pensar por si, como aves a las que se le cortaron las alas; dejan de Ser para tan sólo Estar.
Cariños y gracias por tu visita!

NUMAN dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con todo lo que dices,y es algo que mi familia y yo hemos defendido desde siempre.Tenemos ya tradición de recibir animalitos que estaban huérfanos.Y jamás jamás,aves enjauladas,que es como el colmo del encarcelamiento animal.
Muy buen blog,buenos pensamientos.
Aunque no sea el mas indicado para hablar de buenos pensamientos,verdad? ;) Un saludo!
(cuando me pide verificación de la palabra me ha salido "toses"!!)

María Laura dijo...

HOLA SAVIA,
AQUI CONOCIENDO TU LUGAR,
VEO QUE COINCIDIMOS Y ME GUSTA, LA IMAGINACION NOS DA TODA LA LIBERTAD,
SOLO HAY QUE APRENDER A VIVIRLA PLENAMENTE,

BESITOS

Bouganvilla dijo...

¡Hola, Savia! Yo no tengo animales en casa, sólo mis hijos, je, je...
Quisiera matizar algo que ha comentado Dormidano. No somos los reyes de la creación, sólo somos los encargados de cuidarla y mantenerla para generaciones futuras. Un besito bouganvillero.

Gladys Pacheco Leiva dijo...

Hola amiga Savia tienes toda la razón yo soy una ferviente
amante de los animales creo que
nadie que no tenga un lugar apropiado, deve tener animales,
todos los animales deven ser
libres,y todos devemos cuidarlos,
mejorar sus vidas y no apresarlos,
por complacerlos a nosotros mismos.
Muy buen escrito.
Cariños que estes bien.